Modelo de carta: Illusion Software: Japón: Juegos simuladores de violación y la normalización de la violencia sexual

Printer-friendly versionSend to friend

Estimado Sr. Yoshimura,

Le escribo para expresar mi profunda preocupación por la producción y venta por parte de Illusion Software de juegos de computadora cuyo propósito es cometer de manera simulada la violación y la violencia sexual contra las mujeres. Entre estos están RapeLay y otros juegos similares. La violación es un delito de violencia que provoca una profunda angustia y daño a quienes lo experimentan. Al minimizar la violación de esta manera, podría parecer que Illusion Software promueve e incluso tolera dichos actos de violencia contra la mujer.

Es un hecho ampliamente reconocido, incluso por el gobierno de Japón, que las representaciones de las mujeres como objetos de sexo o la violencia en los medios tienen “un gran efecto” negativo para los estereotipos de género. El Comité de las Naciones Unidas que supervisa el cumplimiento de gobiernos con la Convención de la Mujer de las Naciones Unidas, al examinar la situación de Japón señaló recientemente que “[l]a imagen excesivamente sexualizada de la mujer refuerza los estereotipos existentes de ésta como objeto sexual y sigue socavando la autoestima de las niñas”. El Comité insta al gobierno japonés a prohibir todos los juegos como los descritos que produce Illusion Software y contribuyen a normalizar la objetivación de la mujer y refuerzan las actitudes culturales y sociales perjudiciales para las mujeres y las niñas.

Las empresas tienen la responsabilidad de considerar como buena práctica comercial cualquier repercusión negativa que sus actividades puedan tener para la sociedad y el interés público. Pido que Illusion Software retire inmediatamente de la producción y venta todos los juegos que normalicen y promuevan la violencia contra las mujeres y las niñas.

Gracias por su atención.

Le saluda atentamente,