Continúa el llamamiento para que se revoque la fatwa de Arabia que prohíbe a las mujeres conducir

Versión para impresora
Fecha: 
26 May 2011
Fecha de actualización: 
11 Jun 2012
ACTUALIZACIÓN: 

ACTUALIZACIÓN Junio de 2012: Las activistas saudíes llevan más de veinte años luchando por el derecho a conducir. El último esfuerzo fue la campaña masiva Women2Drive puesta en marcha en 2011. El 17 de junio de 2012 se cumple un año desde el inicio de dicha campaña, pero el gobierno aún no ha tomado las medidas necesarias para otorgar a las mujeres el derecho a conducir. Más bien al contrario, las activistas saudíes que defienden los derechos de la mujer están siendo perseguidas por las autoridades. Manal Al-Sharif, que lideró la campaña Women2Drive, ha sido perseguida por su labor a favor de este derecho. Además de haber sido encarcelada, ha recibido amenazas y ha perdido su empleo por defender el derecho de las mujeres a conducir. ¡TOME MEDIDAS! (sólo en inglés)

Las activistas saudíes llaman a renovar la campaña el próximo 17 de junio y para ello piden a hombres y mujeres de todo el mundo que conduzcan hasta los consulados y las embajadas de Arabia Saudí y hagan sonar la bocina para expresar su apoyo a la causa. Únase a nosotros para apoyar la labor de las mujeres saudíes que reclaman su derecho a conducir y para continuar exigiendo a las autoridades de este país que levanten la prohibición que pesa sobre ellas.

________

ACTUALIZACIÓN 16 febrero 2012: Manal Al-Sherif y Samar Badawi, dos activistas saudíes que luchan por los derechos de la mujer, han presentado sendas demandas contra el Ministerio del Interior por negarse a expedirles el permiso de conducir. Argumentan que no hay ninguna ley que prohíba expresamente a la mujer conducir y por tanto no hay ninguna justificación para que no les concedan el permiso. A pesar de que la fatwa, o edicto religioso, que prohíbe a las mujeres conducir no resulta legalmente vinculante, las autoridades obligan a su cumplimiento y por tanto tiene fuerza de ley en Arabia Saudí. Igualdad Ya apoya la labor de las defensoras de los derechos de la mujer que desean hacer responsable al gobierno y reivindican su derecho a conducir y, por consiguiente, a la libertad de circulación, algo imprescindible para poder ejercer los derechos relacionados, como el derecho a la educación, la atención sanitaria y el empleo. Ayúdenos a seguir apoyando el trabajo de las mujeres saudíes y a instar al gobierno saudí a revocar esa fatwa, que viola los derechos humanos fundamentales de las mujeres en este país. 

________

ACTUALIZACIÓN 29 septiembre2011: Según las informaciones, el Rey de Arabia Saudí ha revocado la condena impuesta a una mujer por conducir un coche en Jeddah.  El 27 de septiembre de 2011, el tribunal de esta ciudad condenó a esta mujer  a recibir diez latigazos. Al parecer, otras dos mujeres saudíes se enfrentan a los mismos cargos por haber conducido. Escriba al gobierno saudí para que ponga en libertad a las mujeres detenidas por conducir y que emita la orden de que no se detenga ni acose en ningún modo a las mujeres que conducen. Continúe mostrando su apoyo a las mujeres que participaron en la campaña Women2Drive y pida al gobierno que revoque la fatwa que prohíbe conducir a las mujeres.

Igualdad Ya desea mostrar su profunda preocupación por la fatwa de Arabia saudí que prohíbe conducir a las mujeres (Shaikh Abdel Aziz Bin Abdallah Bin Baz), de 1990, y la reciente detención de la defensora de los derechos de la mujer Manal al-Sherif, que fue arrestada el 22 de mayo de 2011 en la ciudad de Dammam. Manal era una de las organizadoras de una campaña en Internet para protestar por el decreto religioso que prohíbe a las mujeres conducir, y por la cual condujo un automóvil dos veces. Fue detenida y acusada de alterar el orden público e incitar a la opinión pública. Igualdad Ya apoya a las cada vez más mujeres que reivindican su derecho a conducir y que instan a las autoridades a levantar la prohibición. La detención de Manal al-Sherif y el bloqueo por parte del gobierno saudí de la campaña en línea que dirigía junto a otras personas no es más que una muestra explícita de los esfuerzos de este gobierno por acabar con esta campaña de las mujeres saudíes, que cada vez cuenta con más defensoras.

¡TOME MEDIDAS! (sólo en inglés)

La fatwa arriba mencionada viola los derechos humanos de la mujer y restringe su libertad de circulación al prohibir que conduzca vehículos. Arabia Saudí es el único país que prohíbe a las mujeres, ya sean nacionales o extranjeras, conducir vehículos. A pesar de que las activistas saudíes afirman que la fatwa no tiene carácter vinculante desde el punto de vista jurídico, las autoridades obligan a su cumplimiento y realizan detenciones en este sentido, por lo que se puede decir que dicho decreto religioso realmente tiene fuerza de ley en el país.  

La fatwa establece lo siguiente:

Fatwa de 1990 que prohíbe a las mujeres conducir automóviles (Shaikh Abdel Aziz Bin Abdallah Bin Baz)

… acerca de las mujeres y la conducción de automóviles. Es conocido que esto es una fuente de vicios innegables, entre ellos, la legalmente prohibida "khilwa" [encuentro privado entre un hombre y una mujer] y el abandono del "hijab" [velo de la mujer]. Esto también permite que las mujeres se encuentren con hombres sin tomar las precauciones necesarias, y podría asimismo provocar que se cometan actos "haraam" [tabú], por lo cual fue prohibido. La "sharia" pura también prohíbe los medios que pueden causar actos "haraam" y considera estos mismos actos "haraam". . . . Así, la "sharia" pura prohibía todos los medios que llevan al vicio. . . . La conducción por parte de las mujeres es uno de los medios que llevan a eso y esto es evidente.

En 2008, después de revisar el informe de cumplimiento del tratado por parte de Arabia Saudí, el Comité para la Eliminación de la Discriminación contra las Mujeres destacó que “la prohibición de hecho de que las mujeres conduzcan vehículos, que es una limitación de su libertad de circulación, contribuye también a que se mantengan los mencionados estereotipos. Al Comité le preocupa las escasas medidas tomadas por el Estado parte para afrontar directamente dichos estereotipos y prácticas culturales discriminatorios". El Comité instaba al gobierno saudí a “que concluya el examen de la prohibición de que las mujeres conduzcan vehículos". En marzo de 2009, el Grupo de Trabajo sobre el Examen Periódico Universal (UPR, por sus siglas en inglés) del Consejo de Derechos Humanos instaba a Arabia Saudí a “abolir la legislación y las prácticas que impiden a las mujeres participar plenamente en la sociedad en pie de igualdad con los hombres”, incluidas “las limitaciones a la libertad de circulación, la prohibición de que las mujeres conduzcan y las restricciones al acceso de las mujeres al empleo, los lugares públicos y los comercios”.

En la Plataforma de Acción de Beijing de 1995 que siguió a la Cuarta Conferencia Mundial de Naciones Unidas sobre la Mujer, delegados de 189 gobiernos se comprometieron a “revocar cualesquiera leyes restantes que discriminen por motivos de sexo” y a “garantizar la igualdad y la no discriminación ante la ley y en la práctica”.  En el marco de nuestra labor para erradicar toda forma de discriminación contra la mujer en la ley y en la práctica en todo el mundo, Igualdad Ya hace un llamamiento al gobierno saudí para que revoque esa fatwa que prohíbe a las mujeres conducir y que viola sus derechos en virtud de la legislación internacional. Asimismo, instamos al gobierno de Arabia Saudí a poner en libertad de manera inmediata e incondicional a Manal al-Sherif, encarcelada por expresar su opinión de forma pacífica.

Qué puede hacer: 

Escriba al Rey de Arabia Saudí para pedirle que ponga remedio a esta violación de los derechos mediante la revocación de la fatwa mencionada. Exíjale además la puesta en libertad de Manal al-Sherif, y pídale que garantice la igualdad y la no discriminación de las mujeres en el país, tanto ante la ley como en la práctica. Envíe una carta parecida al Ministro de Justicia. ¡TOME MEDIDAS! (sólo en inglés)

Las cartas deben ir dirigidas a:

His Majesty, King Abdullah bin Abdul
Aziz Al Saud
Arabia Saudí
Fax: +966 1 491 2726

His Excellency Dr. Muhammad bin Abdul
El Karim Abdul Azziz El Issa
Minister of Justice
University Street, Riyadh 11137
Arabia Saudí
Fax: +966 1 401 1741

y envíe una copia a: The Human Rights Commission, P.O. Box 58889 Riyadh 11515, King Fahed Street, Building 373, Riyadh, Arabia Saudí. E-mail: hrc@haq-ksa.org

Cartas: 

[Su Alteza] [Estimado Ministro],

Escribo para mostrar mi profunda preocupación con respecto a la fatwa que prohíbe a las mujeres conducir en Arabia Saudí (Shaikh Abdel Aziz Bin Abdallah Bin Baz), de 1990.

Las mujeres saudíes llevan más de veinte años reivindicando su derecho a conducir, pero el gobierno no ha adoptado medida alguna para atender sus demandas. Más bien al contrario, las autoridades persiguen a las activistas saudíes por su empeño en defender los derechos de la mujer. Al parecer, Manal Al-Sharif, defensora de los derechos de la mujer, está siendo perseguida por este motivo y, además de haber sufrido amenazas, ha perdido su empleo por pronunciarse públicamente en contra del gobierno. Me gustaría mostrar mi apoyo a estas dos valientes y al creciente número de mujeres saudíes que reclaman su derecho a conducir como elemento fundamental para disfrutar de la libertad de circulación, y para lo cual exigen a las autoridades que revoquen la prohibición que pesa sobre las mujeres.

Con todos mis respetos les hago un llamamiento para que se aseguren de que el Ministerio del Interior expida el permiso de conducir a las mujeres que cumplan los requisitos pertinentes, y que formule con claridad las instrucciones necesarias para que las conductoras no sean detenidas ni acosadas en modo alguno. Desde aquí insto a las autoridades a revocar la fatwa y levantar la prohibición que impide a las mujeres conducir y que por tanto socava la capacidad de ejercer sus derechos. Asimismo, le ruego que garantice la igualdad y la no discriminación de las mujeres en el país, tanto ante la ley como en la práctica.

Gracias por su atención.

Reciba un cordial saludo. Cc: Comisión de Derechos Humanos (e-mail: hrc@haq-ksa.org)