Esclavitud en Ghana: La tradición de las trokosis

Versión para impresoraSend to friend
ATENCIÓN: Esta campaña de acción archivada ha sido concluida o suspendida, y la información contenida en ella puede no estar actualizada. Véase la página Tome medidas por las campañas actualmente en curso.
Fecha: 
1 Mar 1998

Abla Kotor

Abla Kotor tiene 13 años de edad. A los 12, fue entregada a un sacerdote para que expiara por la violación de su madre a manos de un tío materno. Tan pronto como Abla Kotor haya tenido tres ciclos menstruales, es casi seguro que también sea violada por el sacerdote a quien fue dada. Mientras tanto, ella labora en las tierras del sacerdote, limpia su casa y cocina sus comidas. Ella es una de las miles de niñas del suroeste de Ghana que son esclavas a causa de la tradición de las trokosis. De acuerdo a esta tradición, las familias entregan a niñas vírgenes a los sacerdotes para aplacar a las deidades por los crímenes cometidos por los familiares. La palabra trokosi significa "esclavas de las deidades" en el lenguaje ewé. Una vez que una niña es entregada a un sacerdote, ella se convierte en propiedad de este último. Hay dos categorías de trokosis: las que pueden ser dejadas en libertad después de servir un número concreto de años (normalmente de tres a cinco años), y las que se ofrecen de por vida. Si una niña muere o si el sacerdote se cansa de ella, la familia de ésta debe reemplazarla. Cuando se cometen crímenes serios, las familias renuncian a generaciones de niñas en expiación perpetua. Aun cuando las niñas sean dejadas en libertad, de acuerdo a la tradición, una niña trokosi está casada con la deidad de por vida y puede que se le requiera prestar servicios en un santuario en cualquier momento después de su liberación. Muchas niñas trokosis no pueden casarse y quedan obligadas a vivir en el concubinato con el sacerdote u otros hombres por el resto de sus vidas. Cuando un sacerdote muere, sus niñas trokosis pasan a manos de su sucesor.

De acuerdo a International Needs Ghana (Necesidades Internacionales de Ghana), una organización de derechos humanos que trabaja por la liberación y la rehabilitación de las niñas trokosi, esta práctica puede haberse originado en la función que desempeñaban las deidades durante la guerra en garantizar la victoria. En el pasado, cuando los hombres guerreaban, visitaban los santuarios religiosos para que se les fortificara, y prometían que ofrecerían a mujeres al santuario si regresaban con vida. También se dice que las niñas eran entregadas a los santuarios para pedir la ayuda de las deidades en la procreación de hijos. Los rituales de iniciación de las trokosis establecen que la niña ha sido entregada en matrimonio a una deidad y a su representante, el sacerdote. Los rituales que las trokosis llevan a cabo incluyen arrodillarse al lado del sacerdote en el santuario, dar palmadas y cantar. La niñas también son responsables de cargar el agua sagrada que se usa en el santuario. Otros deberes para con el sacerdote incluyen labores domésticas, como cocinar y lavar, al igual que la labranza de la tierra. Después de que empiezan a menstruar, la servidumbre de las trokosis es también sexual. Es común encontrar a trokosis que tengan de diez a quince hijos. A las trokosis se les niega el acceso a la educación formal u otro tipo de preparación. Su comida y ropa deben ser proporcionadas por sus propias familias.

International Needs Ghana ha trabajado activamente para que en Ghana se adopte una legislación que convierta en un delito a la tradición de las trokosis. El 16 de enero de 1998 un proyecto de ley fue presentado ante el Parlamento que propone lo siguiente:

Quienquiera que envíe o reciba en cualquier lugar a cualquier persona, o que participe o se interese en cualquier ritual o actividad tradicional relacionada con cualquier persona, con el propósito de someterla a cualquier forma de esclavitud ritual o tradicional, o a cualquier forma de trabajo forzado relacionado con un ritual tradicional, será responsable de haber cometido un delito mayor de segundo grado y una vez que se le halle culpable, será encarcelada por un período no menor a los tres años.

Este proyecto, llamado Proyecto de Ley para la Enmienda al Código Penal, incluye otras disposiciones relacionadas con el Código Penal y ha sido entregado al Comité Selecto Constitucional, Legal y Parlamentario para que éste lo estudie. En la actualidad el proyecto espera la decisión del comité.

International Needs Ghana también ha luchado activamente por la liberación de las trokosis. Como resultado de una intensa campaña llevada a cabo durante siete años, y que incluye a varios grupos de derechos humanos, International Needs Ghana ha dado a conocer que por lo menos siete santuarios han renunciado por completo a la práctica de las trokosis y han liberado a 436 mujeres y niñas. Para reemplazar las ganancias perdidas por la liberación de las trokosis, los santuarios han sido provistos con otras alternativas, como la ganadería, para que alcancen la autosuficiencia económica. International Needs Ghana también ha ayudado a muchas de las mujeres y niñas liberadas a ingresar a la escuela o a aprender un oficio que les permita ser autosuficientes. Recientemente esa organización ha introducido un programa de microcrédito con el propósito de facilitar que se puedan mantener mediante sus actividades económicas. También ofrece terapia para el tratamiento del trauma ocasionado por la experiencia de haber sido una trokosi.

La práctica de las trokosis es una forma de esclavitud que viola la Constitución de Ghana. El Artículo 14 de la Constitución establece que "toda persona tiene derecho a la libertad individual" y el Artículo 16 de la misma establece que "Ninguna persona será esclavizada o sometida a la servidumbre u obligada a realizar trabajos forzados". Muchos tratados internacionales de derechos humanos de la misma manera prohiben la esclavitud. En 1963 Ghana se unió a la Convención para la Esclavitud y a la Convención Suplementaria para la Abolición de la Esclavitud, el Comercio de Esclavos y las Instituciones y Prácticas Similares a la Esclavitud adoptada por las Naciones Unidas en 1957. Estas convenciones obligan al gobierno a adoptar medidas para que la esclavitud sea abolida por completo en todas sus manifestaciones.

Qué puede hacer: 

Por favor, escriba a los siguientes funcionarios parlamentarios de Ghana. Úrjalos a que voten a favor de la legislación que ha sido propuesta y que convertiría a la tradición de las trokosis en un delito serio. También úrjalos a que tomen medidas inmediatas para que se liberen todas las trokosis de Ghana y para que en el futuro se protejan a las niñas en contra de tal tradición. Haga presente que Ghana es parte de muchos tratados internacionales que prohiben la esclavitud en cualquiera de sus formas y que la Constitución de Ghana también prohibe la esclavitud y el trabajo forzado. Las cartas deben ser enviadas a:

Chairperson of the Constitutional, Legal and Parliamentary Select
Committee
Parliament House
Accra, Ghana

 

The Clerk of Parliament
Parliament House
Accra, Ghana

Chairperson of the Women's Caucus
Parliament of Ghana
Accra, Ghana